Todavía me planteo si mencionar el día de hoy.

He de confesar que no me gustan mucho este tipo de celebraciones ya que me recuerdan a personas que no estan, otras que se encuentran demasiado lejos y otras que sé que quizá pronto no estarán si además  le sumamos la gran dosis de hipocresía concentrada en tan pocas horas…me resulta una mezcla explosiva tal y como ya plasmé en el post de el “Día del Padre”.

Así que hoy, me limitaré hacer una reflexión para tod@s y allà cada uno con su conciencia.

Ojalá viviéramos en un mundo donde no tuviéramos fechas importantes en un calendario común  que nos recordaran que es el día de los enamorados, que es el día del padre, que es el día de la madre, que hoy se celebra no sé que cosa…Ojalá tuviéramos en nuestro calendario particular un montón de días especiales y señalados  que los recordáramos  porque fueron diferentes, especiales…Ojalá no necesitáramos recordar una fecha para valorar a personas y cada día lo  viviéramos como un día especial, y eso amig@s solamente está en nuestras manos.

 

Anuncios